Comunicado de prensa

Estocolmo, 5 de Noviembre de  2019                                                                     

GANADORES DEL PREMIO ESTOCOLMO DE CRIMINOLOGÍA 2020

- El jurado del premio reconoce la evidencia científica que subyace a las políticas de tenencia de armas

- Los ganadores son Philip J. Cook y Franklin E. Zimring

El Premio de Estocolmo de Criminología es el premio más prestigioso del mundo en el campo de la criminología. Este galardón, que se otorga desde 2006, reconoce contribuciones sobresalientes a la investigación criminológica o a la aplicación de resultados de la investigación en este campo por parte de profesionales, para la reducción del crimen y la promoción de los derechos humanos. El Premio Estocolmo de Criminología 2020 reconoce la labor excepcional de Philip J. Cook, de la Universidad de Duke, Durham, EE. UU. y de Franklin E. Zimring, de la Universidad de California en Berkeley, EE. UU., por su análisis, basado en la evidencia, de los efectos de la regulación de la tenencia de armas de fuego.  

La investigación llevada a cabo por los ganadores del premio Estocolmo de Criminología de esta edición ha contribuido decisivamente a mejorar la capacidad para combatir globalmente la violencia armada. Durante más de cinco décadas, sus trabajos, firmemente basados en evidencia científica, han clarificado los efectos de las políticas de uso y porte de armas de fuego, y han contribuido a la adopción de políticas públicas para limitar la violencia armada en muchas, si no en todas, las jurisdicciones donde se han aplicado. Los dos galardonados con la presente edición del Premio han influido notablemente en el desarrollo y la aplicación de la ciencia criminológica, si bien uno de ellos es economista y el otro es abogado.

A pesar de reducciones significativas en los homicidios con armas de fuego registradas en algunas regiones en las últimas décadas, uno de los problemas más acuciantes a nivel global es la búsqueda de estrategias para la reducción de homicidios, suicidios y accidentes causados por arma de fuego, que siguen en constante aumento. Más de 251,000 personas en todo el mundo murieron por heridas causadas por arma de fuego en 2016, un 20% más que en 1990, cuando se registraron 209,000 víctimas por este mismo motivo.

En Suecia, la violencia armada puede explicar el fuerte aumento de los homicidios en los últimos años, que pasaron de 68 casos en 2012 a 108 casos en 2018. En los EE.UU., mueren más personas por heridas de arma de fuego que en accidentes de tránsito. Se estima en un billón el número de armas en circulación, de las cuales un 85% están en manos de ciudadanos privados y no del Estado.

Los galardonados de este año han desarrollado trabajos fundamentales para evidenciar y comprender la letalidad de las armas de fuego. Las innovaciones introducidas por su investigación han ayudado a producir un volumen considerable de evidencia científica que contradice la tesis de que la disponibilidad de armas es irrelevante para el volumen de lesiones por armas. Su influencia ha guiado toda una generación de estudios sobre lesiones causadas por armas de fuego, fortaleciendo la base científica que respalda políticas efectivas para evitar los cuantiosos daños sociales causados por la violencia armada.
 

Franklin E. Zimring
Franklin E. Zimring

A mediados de la década de 1960, Franklin Zimring y sus colegas demostraron por primera vez que los ataques con diferentes tipos de armas producían tasas de muerte muy diferentes por ataque. Ideó una nueva metodología que permitía definir y clasificar diferentes tipos de ataques, demostrando las enormes diferencias en las tasas de mortalidad de ataques perpetrados por arma blanca, rifle, pistola y escopeta. Mientras continuaba su investigación, compiló datos internacionales para mostrar que las tasas de homicidios variaban más en función de la disponibilidad de armas que de las tasas delictivas. En su libro de 1999 El crimen no es el problema, mostró, por ejemplo, que la tasa de ataques violentos en Inglaterra era mucho mayor que en los EE.UU, pero que la tasa de mortalidad por incidentes violentos era mucho mayor en los EE.UU., donde proliferan las armas de fuego en manos privadas, en contraste con la pequeña proporción de ingleses que poseen armas.

 

Philip J. Cook
Philip J. Cook

En la década de 1970, Philip Cook comenzó a comparar varias medidas de disponibilidad de armas en los 50 estados de los EE. UU. Demostró para todos ellos que el porcentaje de suicidios cometidos con armas de fuego guarda una alta correlación con la disponibilidad local de armas. Así, identificó un indicador estandarizado que permite predecir la variación en las muertes violentas causadas por arma de fuego en función de la densidad de la tenencia de este tipo de armas. Este indicador permite hacer predicciones por ejemplo sobre la letalidad que a veces acompaña a los robos en cada estado. Además, muchos otros científicos emplean este indicador para estudiar una variedad de fenómenos delictivos, incluida la letalidad de las actuaciones policiales.

 

Ganador del premio s 2020

Philip J. Cook, nacido en 1946 en los Estados Unidos, Ph.D. por la Universidad de California en Berkeley en 1973, EE. UU. ITT / Terry Sanford Profesor Emérito de Estudios de Políticas Públicas y Profesor Emérito de Sociología y Economía, Duke University, Durham, NC, EE. UU.

Franklin E. Zimring , nacido en 1942 en Los Ángeles, California, EE. UU. JD 1967 por la Facultad de Derecho de la Universidad de Chicago. William G. Simon Profesor de Derecho de la Universidad de California en Berkeley, California, EE. UU.   

El Premio de Estocolmo en Criminología

El Premio de Estocolmo en Criminología es un premio internacional establecido bajo los auspicios del Ministerio de Justicia sueco y con importantes contribuciones de la Fundación Torsten Söderberg. El premio se otorga a expertos por logros sobresalientes en materia de investigación criminológica o a diversos profesionales que aplican intervenciones basadas en evidencia científica, que contribuyen a la reducción del crimen y a la promoción de los derechos humanos.

Los objetivos del premio son promover mejoras en el conocimiento sobre las causas, a nivel individual y estructural, del delito, favorecer la aplicación de políticas públicas más efectivas y humanas para el trabajo con personas que han delinquido, promover un mayor conocimiento de estrategias de prevención del delito, aplicables tanto fuera como dentro del ámbito del sistema de justicia penal, desarrollar mejores políticas de atención a las víctimas del delito, y aplicar estrategias para reducir el problema global de prácticas ilegales o abusivas que puedan ocurrir en la administración de la justicia. 

El premio se entregó por primera vez en junio de 2006 en el Ayuntamiento de Estocolmo, con la Fundación Jerry Lee como donante inicial. La ceremonia de entrega de premios se ha llevado a cabo anualmente desde entonces, siempre junto con el Simposio de Criminología de Estocolmo de 3 días organizado por el Consejo Nacional Sueco para la Prevención del Delito. Se premia anualmente y asciende en 2019 a 1,000,000 SEK

 

Puede encontrar más información sobre el Premio y sus ganadores desde 2006 en:

www.criminologysymposium.com .

 

Para más información póngase en contacto:

Contacto de prensa: Max Lagerbäck, maxtcb@gmail.com

 

Presidentes del jurado:

Profesor Lawrence Sherman, Universidad de Cambridge y Universidad de Maryland:

Lawrence.Sherman@crim.cam.ac.uk , +44 (0) 1223 335 369 

Profesor Jerzy Sarnecki, Universidad de Estocolmo: 

jerzy.sarnecki@criminology.su.se , +46 (0) 8-16 21 02 

 

Ganadores del premio s :

Philip J. Cook , correo electrónico pcook@duke.edu

Franklin E. Zimring , correo electrónico fzimring@law.berkeley.edu